Los países nórdicos tienen un encanto especial y desde Mapaplus les ofrecemos una selección de los lugares más populares. Tienen muchos rincones mágicos, dispersos por su geografía, que parecen sacados de los cuentos. Por no hablar de lugares como la residencia de Santa Claus, o el impresionante fenómeno de las auroras boreales.

La capital sueca, Estocolmo, es una de las más bonitas de toda Europa: formada por 14 islas, conectadas por 57 puentes, y bañada por las frías aguas de los mares del norte, es una ciudad preciosa y llena de rincones que le enamorarán. Esta increíble ciudad ofrece una variedad de atracciones, museos y eventos culturales que merece la pena visitar y admirar.

  1. Museo Vasa

El buque de guerra Vasa se hundió en 1628, el día en que fue botado. Fue rescatado en 1961, 333 años después, y está custodiado en el Museo Vasa, donde podrá admirarlo en su esplendor y aprender multitud de curiosidades sobre él y sobre el desconcertante suceso de su hundimiento.

  1. Museo al aire libre de Skansen

Está situado en la isla de Kungliga Djurgården, y se le considera el museo al aire libre más antiguo del mundo. Su museo comarcal acoge una muestra de casas antiguas pertenecientes a diferentes épocas de la historia sueca. También incluye un zoo con animales nórdicos, tanto salvajes como domésticos, y un centro de celebraciones y festividades tradicionales.

  1. Ciudad Vieja o Gamla Stan

Se trata del precioso centro histórico de Estocolmo con calles muy estrechas, pequeñas casas de colores, tiendas de artesanos y un ambiente muy romántico. El callejón más famoso, Mårten Trotzigs Gränd, sólo mide 90 centímetros de ancho. Las tiendas pequeñas y los restaurantes únicos, algunos ubicados en antiguas cárceles, son muy populares.

  1. Palacio Real – Kungliga Slottet

El Palacio Real de Estocolmo, la residencia oficial de sus Majestades los Reyes de Suecia, es uno de los palacios más grandes de Europa. Ciertas partes del palacio son accesibles para los turistas, como es el caso de los apartamentos de estado, el Museo de Antigüedades de Gustavo III, el Tesoro, la Armería real, y el Museo Tre Kronor. Además, el cambio de turno de la guardia, es también un atractivo extra para visitar, ya que se trata de todo un espectáculo.

  1. Ayuntamiento de Estocolmo – Stadshuset

El Ayuntamiento de Estocolmo es el lugar donde está representada la parte administrativa de la capital sueca y también donde se celebra el famoso banquete del Premio Nobel. Desde lo alto de su torre se pueden admirar unas vistas espectaculares de la capital. El edificio cuenta con un bonito jardín junto al mar, ideal para hacerse una bonita fotografía.

  1. Museo de la Cultura Sueca – Nordiska Museet

Si desea adentrarse en la cultura sueca, este es el lugar ideal para hacerlo.

  1. Museo de la Fotografía – Fotografiska

Ubicado en la isla de Söder, junto a los muelles de los grandes barcos que surcan el Báltico, no es un museo de fotografía convencional. Es un punto de encuentro internacional, que cada año atrae a más de 500.000 visitantes, donde todo gira en torno a la fotografía. Con más de 2500m², acoge 4 grandes exposiciones anualmente y entre 15 y 20 más pequeñas.

  1. El parque de atracciones Gröna Lund

Se trata de un histórico parque de atracciones situado en la isla de Kungliga Djurgården, al lado de Skansen. Sun duda, un lugar diferente para disfrutar en familia.

  1. El Museo ABBA – ABBA The Museum

Inaugurado en 2013, muestra todo lo relacionado con el grupo más exitoso en la historia de Suecia y uno de los grandes responsables de la expansión internacional de la música pop.

  1. El archipiélago

Son aproximadamente 30.000 las islas que pueblan las aguas del Báltico en la desembocadura del Mälaren. Las más cercanas, a 30 minutos en barco desde el centro, son las islas Fjäderholmarna. Merece la pena organizar una excursión a alguna de las magníficas islas que forman el archipiélago.

  1. Plaza Stortorget

Aquí se encuentran la Academia Sueca, el Museo Nobel y la biblioteca Nobel. También podrá disfrutar de músicos y artistas callejeros. Si visita la ciudad en Navidad, encontrará un colorido mercadillo situado en esta plaza, además de una preciosa decoración navideña por toda la capital.

  1. Ascensor de Katarina

Nadie puede irse de Estocolmo sin admirar las impresionantes vistas de la ciudad desde lo alto del ascensor de Katarina. Además, encontrará un magnífico restaurante en el que poder deleitar su paladar con la gastronomía sueca mientras disfruta de las vistas.

Sin duda, la capital sueca esconde multitud de lugares increíbles que poder visitar y con los que poder enamorarse de esta bella ciudad. Si es un fiel amante de la naturaleza, no pierda la oportunidad de visitar los países nórdicos, porque la experiencia no le defraudará.

Si decide visitar Estocolmo, esperamos que disfrute de su estancia.