Tailandia reúne todas las condiciones necesarias para satisfacer las necesidades de los viajeros más exigentes pues, debido a su ubicación geográfica, la cultura tailandesa está tradicionalmente influenciada por las culturas de China e India. Además resulta cuanto menos enriquecedor adentrarse en una nueva cultura y religión como es el Budismo. De esta manera, un circuito por Tailandia, se presenta como una excelente opción para conocer la esencia de, mucho más que una religión, una forma de vida.

Tailandia, un país hipnotizante donde descubrir la magia de sus ruinas y templos provenientes de su cultura milenaria. Además conocerá las Siete Maravillas de Tailandia: Thainess, la Tierra de los Tesoros y la Historia, las playas, el entorno natural tailandés, el País de la Sonrisa Saludable, las tendencias tailandesas a su cultura y los festivales internacionales de Tailandia. Disfrute de nuestro circuito por Tailandia, el Triángulo de Oro, llamado así por el enclave en el que se unen las fronteras de Tailandia, Laos y Myanmar. Conozca Bangkok, Chiang Rai y Chiang Mai.

Bangkok, la capital de Tailandia, es una enorme y enérgica urbe que nunca duerme y donde el calor y la humedad hacen estragos. La actividades a realizar son variadas, bien sea más cultural como la visita de Palacios y Templos, como los paseos por los gigantescos mercados. Otra opción menos manida puede ser la de subir a un rascacielos y contemplar como nos invade la noche mientras vemos desaparecer el fulgor del día.

Bangkok es el centro político, social y económico no sólo de Tailandia, sino de Indochina y el Sudeste asiático. Su influencia en el arte, la política, moda, educación y entretenimiento, así como en los negocios, le ha proporcionado a Bangkok el estatus de ciudad global. Una auténtica experiencia disfrutar de sus cientos de mercados, degustando sus picantes y exóticas especialidades culinarias o visitando algunos de sus múltiples y coloridos templos. Atrévase a sumergirse en sus bulliciosas y caóticas calles y a disfrutar de la simpatía de sus pobladores.

Tailandia

Chiang Rai es un pueblo tranquilo y apacible que cuenta con uno de los mejores climas de Tailandia. En él paseará por el mercado nocturno donde degustará la afamada cocina del norte, Khao Soi, y visitará el Templo Blanco y la Casa Negra. Chiang Mai, también conocida como la Rosa del Norte, es la ciudad más importante del norte a nivel cultural y una de las más atractivas por su naturaleza y sus montañas, donde se encuentran las más altas del país. Su barrio antiguo está rodeado por murallas y por un foso de agua. Visite el templo de Wat Phra Singh, el más famoso de la ciudad, construido en el año 1345.

Con nuestro itinerario, Tailandia al completo, conocerá también la ciudad de Phitsanulok, donde se encuentra el templo de Wat Phra Sri Rattana Mahathat, famoso por su magnánima figura de Buda, el Phra Buddha Chinnarat, uno de los más reverenciados de Tailandia. En Lampang conocerá el templo Wat Phra That Lampang Luang o el Centro de Conservación de Elefantes. Y en la ciudad de Lamphun encontrará el templo de Wat Phra That Hariphunchai, que alberga el gong más grande del mundo. Para redondear su paso por Asia, le ofrecemos la opción de extender su viaje a Camboya, China, Japón y Singapur. Una oportunidad que no puede dejar escapar.

Uno de los elementos más signifcativos de Tailandia es sin duda sus islas tropicales. En Tailandia contamos con la presencia de cientos de islas en las que poder disfrutar de playas paradisíacas de aguas turquesas de sencillo acceso. Pequeños paraísos ideales para dejarse llevar por una apacible sensación de sosiego o para disfrutar de actividades de multiaventura tipo submarinismo.

Si nos adentramos hacia paisajes de interior, más selváticos, encontraremos espectaculares parques naturales, idóneos para hacer senderismo, escalada o hacer rafting. Además, destacar como dato curioso que Tailandia acoge una buena cantidad de viajeros en busca de la grandiosa fauna tailandesa. Desde el canto de los pájaros hasta la búsqueda de monos, elefantes, serpientes, puercoespines, ciervos e incluso tigres.

Otro de los factores clave de la cultura tailandesa es su gastronomía cuyos alimentos básicos son el arroz, los fideos y las sopas. Además es su cocina se adapta a todo tipo de bolsillo, desde comidas de alto copete hasta puesto en las calles en los que comer por menos de un euro.

En Tailandia podrá hacer de la mantra budista “Sanuk, Sabai y Saduak” su máxima durante su viaje: “Sé feliz, permanece sereno, conténtate con aquello que la vida te ofrece”. Le aseguramos que volverá renovado después de esta experiencia.